NOTICIAS

MINISTRA SILVA ENTREGA DETALLES TÉCNICOS SOBRE CONSTRUCCIÓN DEL PUENTE SOBRE EL CANAL DE CHACAO

10/12/2013 16:59:54 | El proyecto, de 2,7 kilómetros de largo, constituye un gran desafío para la ingeniería del país, en el ámbito del diseño y la construcción.

La ministra de Obras Públicas, Loreto Silva, junto a la directora general de Obras Públicas, Mariana Concha; al director nacional de Vialidad, Mario Fernández; al fiscal nacional del MOP, Franco Devillaine; y al inspector fiscal de la asesoría del proyecto Puente Chacao, Matías Valenzuela, entregó esta mañana detalles respecto al método constructivo con el cual la cartera llevará a cabo el puente sobre el Canal del Chacao. El viaducto —que unirá la Isla Grande de Chiloé con el continente—, tendrá  2.750 metros de largo y su construcción contemplará un alto grado de innovación tecnológica debido a las características de su diseño.

En la conferencia, la ministra Silva indicó que el puente “representa una gran oportunidad para Chile, no solamente en términos de conectividad, de integración y de generar igualdad de oportunidades como lo ha planteado el Presidente Sebastián Piñera, sino que también representa una oportunidad inmensa de aprendizaje y es por eso que toda la gente del MOP que le ha tocado el privilegio de participar en este proyecto está tan contenta”.

Según explicó la autoridad, el diseño presentado por el consorcio “OAS-Huyndai-Aas Jackobsen-Sistra” (que entregó una oferta económica de 360.134 millones de pesos, inferior al límite puesto en las bases de licitación) consiste en una construcción sostenida por tres pilares, de los cuales el más alto (199 metros) estará en la ribera norte del Chacao. El pilar del centro, (de 175 metros altura), tendrá un diseño de “Y” invertida, el cual le dará mayor estabilidad a la estructura, emplazada en una zona de fuertes corrientes marinas y viento. En tanto, el pilar de la ribera sur medirá 157 metros. Entre pilar y pilar las distancias (vanos) serán mayores a mil metros.

El puente contempla la construcción de dos macizos de anclaje. Estas estructuras, ubicadas en las riberas norte y sur del canal, serán las encargadas de sostener y tensionar todo el sistema de cables del puente. Estas serán enterradas en el terreno, usando más de 20 mil metros cúbicos de hormigón cada una. Respecto a los cables (elemento central de esta estructura), se contará con tecnología japonesa y coreana para su instalación y su fabricación se realizará en plantas de Hyundai, en Corea, utilizando técnicas sumamente avanzadas en su construcciòn. Para izarlos, los cables serán remolcados por botes y otros equipos sofisticados de amarres y protección.

El tablero, por donde circularán los vehículos, será de cuatro pistas —lo que permite una capacidad máxima de seis mil vehículos por hora— con un diseño aerodinámico que se adecuará las condiciones de viento del entorno. Su construcción es mediante segmentos que se unirán por medio de grúas.

Los tableros serán construidos en una maestranza que se ubicará en el acceso norte del puente, que contará con tecnología de punta. A modo de ejemplo, los cortes y soldaduras de las estructuras necesarias para el puente serán realizados por robots. La instalación de esta maestranza se traduce en ventajas en tanto a la logística (reducción de costos de traslado) como también una oportunidad para la ingeniería chilena, en tanto podrán observar estos procesos.

Otras innovaciones del puente tienen que ver con la tecnología asociada al monitoreo de su estado (para labores de mantenimiento) como también  respecto al tránsito y sistema de avisos de incendios y accidentes. Para estas tareas se construirá un Edificio de Control y Monitoreo en la ribera sur del río, con arquitectura acorde al entorno. Este edificio alojará un centro de visitas para difundir el proyecto, además de pasarelas y miradores, para que los chilotes y la gente que visita la isla puedan apreciar la obra.

Este proyecto considera la colaboración, en promedio, de 2 mil trabajadores al año.

En su exposición, la ministra destacó la rentabilidad social del puente sobre el Chacao. “Este puente es socialmente rentable. Fue evaluado técnicamente, se puso un tope máximo de inversión porque junto con tratar de cumplir los sueños hay que ser responsables. Así lo ha pedido el Presidente de la República y este puente genera un beneficio social acorde a la inversión que se está realizando”.

Asimismo, la autoridad precisó que el proyecto “se paga en 6 años, y contra estado de avance físico. Es decir, tiene que haber obras para que el Estado de Chile efectúe desembolsos. No se paga contra avances de ingeniería, como pasó en el modelo anterior, y esto tiene por objeto generar un adecuado inventivo para que la empresa termine a tiempo la obra y por otra parte dar las suficientes garantías al Estado de Chile”.

“Este proyecto tiene que ser mirado, tal como lo dijo el Presidente de la Republica, no como una obra de un gobierno ni de las personas que estamos aquí, sino que es una obra de Chile, para los chilenos y es una oportunidad que hay que valorarla y que hay que destacarla”, puntualizó.

Reunión con consorcio

Durante la mañana, la ministra recibió a ejecutivos del consorcio  “OAS-Huyndai-Aas Jackobsen-Sistra”, que construirán el puente. A la reunión asistieron Jaume Serret, gerente general de OAS; Kyung Ho Park; vicepresidente ejecutivo de Hyundai; y Kim Kwang Soo, gerente de negocios internacionales de Hyundai.

En la cita, los ejecutivos expusieron los detalles de la obra y se interiorizaron respecto a los pasos que siguen en el proceso de adjudicación del proyecto, que tienen relación con la toma de razón por parte de la Contraloría. Se prevé que este trámite concluya durante el primer trimestre de 2014.

Con esta programación, se estima que durante 2014 la empresa realice los estudios de ingeniería de detalle del proyecto, con miras a iniciar obras físicas a fines del próximo año o principios de 2015. La construcción se extendería hasta 2019 y se proyecta que el viaducto tenga una vida útil de 100 años.

Volver a Noticias